MOXIBUSTION

DESCRIPCIÓN: Utilización del calor como alivio y prevención de trastornos mediante moxas directas o indirectas.

 

MÁS INFORMACIÓN:

Las moxas son un cilindro compuesto por plantas medicinales que se utilizan para aplicar calor en puntos concretos del cuerpo.

El principio del calor se aplica y se entiende como una forma muy antigua de acción curativa, son ejemplos de este método las bolsas de agua caliente, los paños planchados y de forma más reciente las irradiaciones infrarrojas.

La utilización del calor adquiere una eficacia considerable si se emplea en un foco muy pequeño, sobre zonas precisas del cuerpo, como en los puntos de acupuntura, cuyas propiedades para aliviar un síntoma son conocidas desde hace milenios. Se puede decir que el calor aplicado sobre una zona muy pequeña y precisa refuerza extraordinariamente su efecto con relación a su aplicación sobre una superficie extendida.

El estudio de la piel demuestra que los estímulos son conducidos por los nervios desde la periferia hacia el cerebro. Sabemos que existen en la piel receptores para el frío y para el calor. Los corpúsculos de Krause o de Ruffini y las vías termo-analgésicas. Es a través de estas últimas formaciones por las que se envía el estímulo del calor hacia el cerebro.

 

INDICACIONES DE LA MOXIBUSTIÓN:

Afonía, Anemia, Ansiedad, Dolores reumáticos, Cefaleas, Diarreas, Reglas dolorosas, Estreñimiento, Fatiga, Frigidez, Impotencia, Insomnio, Lumbago, Malas digestiones, Sabañones, Reuma, Tortícolis, Vómitos, Zumbidos, etc.